lunes, 13 de mayo de 2013

La ciudad y las flores


Como bien dice Mafalda, la primavera es lo más publicitario que tiene la vida. Ayer tenía un plan que consistía en disfrutar de la primavera madrileña versión rosas del Retiro, aliñado con dos exposiciones cuya temática de ambas eran las ciudades y su buen/mal desarrollo.

La primera exposición se llama Cityscapes y sus fotografías contemplan la experiencia urbana contemporánea. Uno de los grupos de fotos está dedicado en exclusiva a comunidades socialistas, utópicas o religiosas de EEUU. Las fotos ejemplarizan de forma contundente que la ciudad puede ser muchas cosas y no solo un páramo de cemento y colmenas. La expo está ubicada en el Palacio de Correos, antes sede del ayuntamiento y ahora remozado como espectacular multi-sala de exposiciones e iniciativas culturales. Merece la pena la visita, vayas o no a una exposición, por ver el edificio por dentro, sus espacios y las vistas desde el torreón. También han pensado en los transeúntes y tienen un espacio con sofás y mesas de trabajo, periódicos y cómics, para aquellos que quieran desengrasar del asfalto ruidoso de la plaza de Cibeles.

Antes de ir a la otra exposición pasamos por el Retiro a comprobar que la rosaleda está casi, casi a punto. Dentro de dos semanas será espectacular. Menos mal que siguen quedando algunas islas de verde para los sufridos madrileños anticoches.

La exposición de la tarde era el contrapunto de la matutina: Anonymization es una muestra de la destrucción que provoca la urbanización masiva. Pero justo cuando nos disponíamos a verla, el guardia de seguridad nos cerró la puerta de la terraza en las narices con la explicación, dicha con bastante grosería, de que "hasta las cuatro nada". Cuando bajamos bastante perplejos resulta que habían cerrado las puertas del edificio! Porque pasaba una turbamulta o manifestación del 15M por la puerta y claro, como decía uno de los lumbreras seguratas: "tío, es que tenemos el árbol ¡como Bankia! A ver si se van a poner a tirarnos algo...". Por supuesto, cierra las puertas de una exposición que tiene lugar a cuatro plantas sobre el nivel del suelo, no vaya a ser que estén armados con cócteles molotov y tirachinas. Yo es que veo el símbolo del árbol y el madroño, me recuerda a Caja Madrid, después a Bankia y es que... ¡la lío!

Así que no pude ver Anonymization y no sé si me quedaran ganas. Una pena porque la expo tiene muy buena pinta. Pero se ve que los desiertos de cemento no solo están en el paisaje, sino también en el interior de los cráneos de algunos individuos.

Cambiando el tercio...

 
El Jardín Botánico, hace dos semanas


3 comentarios:

Qualunque dijo...

Que bien lo pasáis! Y yo leyendo cosas como esta...

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/05/08/actualidad/1368017751_391810.html

Mercedes Cobo dijo...

¿Comprendes por qué los trabajadores de TVE tenemos que evadirnos de manera tan desesperada?

Qualunque dijo...

Comprendo, comprendo, entre la Mariló y los informativos deberían declarar vuestra profesión de alto riesgo...